Argentina: “Cristina y las primarias”


Inesperadamente la muerte repentina de Néstor Kirchner despejó el camino de Cristina Fernández hacia una reelección presidencial que 18 meses atrás se veía muy complicada. Hubo un vuelco en la forma en que sectores de votantes comenzaron a percibir a  la  gobernante. Con la desaparición de  Kirchner  quizás también  se esfumó  la percepción de que Cristina no era suficientemente autónoma,  siendo sustituida por la de la mandataria de vocación social, pero sobre todo, con enorme necesidad de respaldo ante las presiones de poderosos lobbies.  

Algunos candidatos entendieron  el caprichoso giro de las circunstancias y prefirieron no quemar pólvora en la elección presidencial de Octubre.  Otros se mantuvieron. ¿A qué apuestan? A que Cristina no alcance el umbral de votos necesarios para ganar en primera vuelta y entonces integrar un frente  antikirchnerista que los lleve hasta Casa Rosada.

En los últimos días sus cálculos parecieron reforzarse. El nivel de inconformidad dentro del oficialismo se disparó cuando la Presidenta desplazó a militantes veteranos de las listas de diputados y senadores. Las recientes elecciones en dos provincias con gran peso y la alcaldía de Buenos Aires no vieron sonreír a ningún representante kirchnerista.

El calendario  incluye por primera vez la realización de elecciones primarias. Para poder competir en los comicios de Octubre los candidatos presidenciales deberán superar el umbral de 1.5%. De las primarias emergerá el candidato opositor más fuerte y la expectativa se centra en la posibilidad de unificar en torno a su figura el voto antikirchnerista.

La derrota del oficialismo en  Buenos Aires, Santa Fe y Córdoba no significa   un debilitamiento de la mandataria sino la conservación del status quo  que había antes de esos comicios. Una parte de los argentinos que la apoyan, al mismo tiempo perciben que les perjudica  una concentración exagerada del poder. Les conviene un país plural. Y para eso es importante que las provincias no estén también bajo la égida del centro. Llenan de contenido el federalismo.

Mientras la idea de integrar un frente en segunda vuelta, sería sorprendente que convenza  al grueso del electorado.  ¿Quién  garantiza que una vez en el poder, entre los ganadores no se manifiesten las mismas diferencias que los mantienen divididos hasta hoy, llevando su problema de acción colectiva hasta el  Ejecutivo? Pero, ¿es la sensatez o la ira el rasgo decisivo del votante argentino?

 Mtro. Orestes E. Díaz Rodríguez, UDG

Agosto 10, 2011

www.orestesenrique.wordpress.com

 

Anuncios

Acerca de orestesenrique

Doctor en Ciencia Política por la Universidad de Guadalajara. El tema que luego devino en mi tesis doctoral, predicción de elecciones presidenciales, fue concebido, nació, se experimentó y arrojó sus primeros resultados, justo, en este blog...
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s