Venezuela: “Aquí no pasa nada”


Investidura de Nicolás Maduro

 

En todos los escenarios que sucedieron a la jornada electoral del 14 de abril, que no fueron pocos, celebración, proclamación, alocuciones, cumbre  de Unasur e investidura, el gobierno venezolano manejó idéntico discurso, en el país no ha pasado nada, salvo la intentona golpista opositora de irrespetar los resultados instigando la violencia.

En la violencia generada es difícil definir responsabilidades. ¿Fue responsable el liderazgo opositor al convocar a las movilizaciones hasta tanto no se aceptara un reconteo total de los votos? ¿Es consecuencia de la prisa del oficialismo por asumir un mandato que no quedó suficientemente claro si lo ganó de forma incuestionable en las urnas? ¿Es resultado de las acciones de grupos extremos de ambos bandos que tienen sus propias motivaciones y agenda?  La complejidad del asunto la reconoció  Unasur al crear una comisión para investigar los turbios sucesos, pero cuyo principal rol será, en realidad, prevenir futuros eventos de similares características.

Sólo en la ceremonia de investidura Nicolás Maduro se permitió un eufemismo que apunta al corazón de lo sucedido. “Cinco por ciento de los electores chavistas, dijo, apoyaron esta vez a la oposición, votaron en contra de sí mismos”. La visión es no sólo falsamente paternalista, sino que refleja el grado de incomprensión que el nuevo liderazgo chavista alcanza del proceso que viene gestándose en el alma de la sociedad. ¿Cómo es posible que en tan corto tiempo y contando con todas las ventajas se diera un proceso de deserción tan manifiesto y tan inoportuno, justo cuando los restos del máximo líder apenas acaban de ser despedidos?

La respuesta es inaudible desde la visión maniquea del liderazgo chavista.  Con la muerte del caudillo también se perdió el temor y pudo expresar casi libremente su sofisticación el ser humano, deseoso por evidenciar que no sólo vive de pan, sino que otros derechos que le estrangulan a cambio de  beneficios sociales ofrecidos en trueque,  son tan imprescindibles como el oxígeno.

La deserción es un reclamo al derecho de no tener nunca más miedo, a poder expresarse y retomar el control de sus propias decisiones sin rendir cuentas al  extorsionador disfrazado de benefactor. Es un grito de hastío contra un orden también disparatado que les obligaba a silenciar las nuevas injusticias y en el que jamás se libraban de la condición de  deudores.

 Orestes E. Díaz Rodríguez

Abril 20, 2013

http://www.orestesenrique.wordpress.com

 

 

 

Anuncios

Acerca de orestesenrique

Doctor en Ciencia Política por la Universidad de Guadalajara. El tema que luego devino en mi tesis doctoral, predicción de elecciones presidenciales, fue concebido, nació, se experimentó y arrojó sus primeros resultados, justo, en este blog...
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a Venezuela: “Aquí no pasa nada”

  1. Cesar Rodriguez dijo:

    … “salvo la intentona golpista opositora de irrespetar los resultados instigando la violencia.” Con todo respeto Oreste, esta aseveración es absolutamente falsa. El levantamiento opositor es el resultado de una simple ecuación de varios y consecutivos errores que cometió el chavismo que comenzó durante el tiempo en vida del mismo Hugo Chavez (no terminaría en este espacio enumerarlos) y que terminó con el deplorable candidato ungido por el mismo presidente. A esta ecuación súmale el excelente candidato que presentó la oposición que sin dejarse amedrentar por los abusos del poder instigados por la Habana, los enfrentó ¡¡Y LES GANO!!.Pero como estamos hablando en contra de un sistema totalitario disfrazado de democracia, cualquier enfrentamiento en los medios y en la calle, para paises y personas que solo conocen la autoridad autoritaria, eso es golpismo. Ojalá los cubanos que enseñan en mi país el totalitarismo, aprendan a vencer sus propios miedos y aprendan de los venezolanos la esperanza de la libertad.
    El chavismo se confió y aunque el fraude siempre lo cometieron, nunca pensaron que el perro les ladraría en su propia cueva.

    Me gusta

  2. Estimado César, por favor lee correctamente, claramente ese es el discurso oficial, no lo que ocurrió en realidad, si lees completamente y sin prisas te darás cuenta que el sentido no es el que le diste. Saludos

    Me gusta

  3. Cesar Rodriguez dijo:

    Tienes razón Orestes. Lo que sucede es que no vi algún entrecomillado que indicara que son palabras del oficialismo. Una disculpa, el no verlo me prejuició el resto del texto.

    Me gusta

  4. Cesar Rodriguez dijo:

    Tienes razón Orestes, te debo una disculpa. El no ver el entrecomillado de esa oración, me hizo prejuiciar el resto del texto. No juzgué el texto, solo esa oración no entrecomillada. Una disculpa de nuevo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s