Colombia: Del antagonismo al arreglo. ¿Por qué, justamente, ahora?


TirofijoUribe

La guerrilla más veterana del continente, las FARC, ha anunciado una tregua unilateral e indefinida. El presidente Juan Manuel Santos ha instado a sus colaboradores a acelerar las negociaciones de paz, mientras el ELN, la segunda fuerza insurgente colombiana, ha confirmado, finalmente, su interés en abrir un dialogo con el gobierno. Son fuertes indicios de que el conflicto interno que durante medio siglo cercenó centenares de miles de vidas y provocó daños materiales incuantificables, se está moviendo esta vez en dirección al desescalamiento. La paz estaría comenzando a formar parte del horizonte del colombiano.

Hubo en el pasado otras aproximaciones entre los bandos en pugna. La más importante fue en 1998 cuando la guerrilla impuso una exigente condición para sentarse a la mesa que fue aceptada por el entonces mandatario Andrés Pastrana. Pero los resultados terminaron siendo siempre los mismos, frustración y escalamiento, dolor y plomo. Entonces, por qué justamente ahora, parece viable un arreglo. Resolver la interrogante es esencial si se tiene en mente despejar la ecuación de otros dilatados conflictos en la región.

En el caso colombiano son cuatro las razones que importan. La vigorosa ofensiva que el Estado  apoyado en la tecnología militar de Estados Unidos desplegó contra las FARC durante los dos mandatos del presidente Álvaro Uribe, 2002-2010, que redujo a menos de un tercio a la fuerza combativa de la guerrilla cambiando el statu quo de la guerra: se disipó la amenaza de que por vía armada podrían fuerzas insurgentes acceder a las riendas del poder.

Los errores estratégicos cometidos por el liderazgo de las FARC. El nexo con el narcotráfico, la política de secuestros de civiles y el reclutamiento forzoso de preadolescentes erosionó drásticamente la conexión que en algún momento pudo existir entre la guerrilla y segmentos de la ciudadanía.

La capacidad del actual mandatario Juan Manuel Santos, ex ministro de defensa de Álvaro Uribe, para en el momento apropiado dar un viraje y privilegiar el diálogo. Mucho ha tenido que ver su lectura acertada de que la debilidad de las FARC no significaba la posibilidad de aniquilamiento militar total de la guerrilla y su propia personalidad dúctil que alguna vez los medios bautizaron como “el jugador de póker”.

Pero, seguramente, ninguna de esas tres condiciones hubiera podido aproximar a Colombia a la paz sin la irrupción de un factor fortuito pero de enorme calado. Me refiero tanto a la muerte del fundador y líder de las FARC Manuel Marulanda, “Tirofijo” (2008), como a la sucesión del presidente Álvaro Uribe (2012). Resultó un verdadero adiós a los caudillos. Ambos hechos tuvieron la virtud de quitar del camino a los “duros”, a los intransigentes de ambas partes, contribuyendo a la llegada de nuevos liderazgos con visiones más pragmáticas, más conectadas con las necesidades de la realidad colombiana y el entorno global del siglo XXI.

Orestes Enrique Díaz Rodríguez
Tulum, enero 8, 2015

Acerca de orestesenrique

Doctor en Ciencia Política por la Universidad de Guadalajara. El tema que luego devino en mi tesis doctoral, predicción de elecciones presidenciales, fue concebido, nació, se experimentó y arrojó sus primeros resultados, justo, en este blog...
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a Colombia: Del antagonismo al arreglo. ¿Por qué, justamente, ahora?

  1. Javier Trejo dijo:

    Felicidades, has sido reconocido con un premio de bloggers. Se da de bloggers para bloggers y sirve para ayudar a difundir los blogs. Abrazo fuerte. Puedes ver las reglas y a los demás ganadores aquí: https://javtt11.wordpress.com/2015/01/21/17-nuevos-premios-wordpress-enero-de-2015/

    Me gusta

  2. Buenos días, Javier. No sé si te llegó mi comentario de hace un rato porque se perdió la conexión. Te comentaba que rara vez tengo tiempo de entrar a husmear en otros blogs a no ser que alguien me lo recomiende especialmente. De hecho me asombra que puedas nominar a 10 blogs por temática. Te agradezco la nominación, pero lamentablemente no puedo hacer lo mismo, no puedo ser recíproco dada la situación ya comentada. Quedo en deuda. Buen fin de semana. Mucha suerte. Un abrazo

    Me gusta

  3. Pingback: Colombia: Del antagonismo al arreglo. ¿Por qué, justamente, ahora? | "Certezas de la incertidumbre"

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s